Chal Picard

30 de abril de 2021

Con hilos, lanas y botones: Chal Picard (patrón de Las manos de alea, @lasmanosdealea)
Casi casi sobre la bocina, pero aquí está, hoy hay nueva entrada en el blog. ¿Será el inicio de una nueva racha?
Tres publicaciones en el mes de abril, casi no me lo creo. Tres publicaciones y las tres de chales. Ya veréis cuando coja carrerilla y empiece con las publicaciones de calcetines. Ahora mismo no sabría decir cuántos pares tengo pendientes de enseñar, os vais a aburrir de ver mis pies, jajajajaja.
Pero vamos a lo que vamos, que hoy toca chal, más concretamente hoy toca Chal Picard de Las manos de Alea.

Seeds and Spikes

20 de abril de 2021

Con hilos, lanas y botones: Seeds and Spikes Shawl (patrón de André de Castro, @andreknits)
¿Sabéis eso de que cuando se cierra una puerta se abre una ventana?
Mi puerta fue el chal Eartha que tejí a principios de 2020. El diseño me encanta, os lo contaba el otro día, pero creo que no acerté en la elección de la lana y el chal no resultó como yo esperaba. Lo dejé en barbecho un tiempo buscando una solución para salvarlo, pero finalmente tiré del hilo. Puerta cerrada.
Si hubiera un premio a la Penélope del año, ese año sería para mí sin lugar a dudas, jajajaja, no os hacéis una idea de la cantidad de veces que tiré del hilo. Parecía que destejía más que tejía. ¿Os acordáis de mi Ranunculus fresquito de lima para verano? Lo tejí dos veces. ¿Y la Dahlia Tee de mi madre? Ahí también destejí bastante, la verdad.
No podía dejar esos preciosos ovillos en un cajón y el KAL Seeds And Spikes organizado por Mez Fabra llegó en el momento oportuno. El Chal Seeds and Spikes de André de Castro fue mi ventana.

Chal Eartha frustrado

9 de abril de 2021

Con hilos, lanas y botones: Chal Eartha frustrado
No todos los proyectos tienen un final feliz, algunos no acaban de ser lo que debían ser o lo que tú te imaginabas que iban a ser. A veces te das cuenta por el camino, en esos casos creo, sinceramente, que lo mejor es tirar del hilo y a otra cosa mariposa, pero no siempre lo hacemos. Otras veces no te das cuenta hasta que llegas al final. ¿Qué hacer en esos casos? ¿Sinceramente? Pues lo mismo, tirar del hilo.
Hoy os voy a contar la historia de unos de esos proyectos que pudo ser y no fue, mi chal Eartha.