Quokka Sweater ciruela

22 de febrero de 2018

Tres eran tres las hijas de Elena
Tres eran tres y ninguna era buena
Julia, Paloma y Elena
Tres eran tres las hijas de Elena
Tres eran tres y ninguna era buena
Rubia, castaña y morena
Así empezaba no hace mucho el post en el que os enseñaba los tres chales de ganchillo que tejí a finales del año pasado. Hoy utilizo el mismo poema porque el post de hoy es el primero de una serie de tres. Como ya conocéis mi faceta de productora en serie no os sorprenderá si os digo que en lo que llevamos de 2018 me he lanzado y he tejido 3 jerseys del tirón. Sí, sí, habéis visto bien, 3 jerseys.
Hoy os enseño el primero, el QUOKKA SWEATER que hice para mi niña.
Tenía varios ovillos de Drops Big Merino en un color ciruela (mix 11) precioso que compré hará cosa de 2 años en Senshoku. Mi intención era tejer otro jersey que al final no tejí por estas cosas que tiene la vida que da muchas vueltas y me pone infinitos proyectos delante. Yo voy alterando el orden de mi lista sobre la marcha y a veces algunos proyectos simplemente se caen de ella, como pasó en este caso. Fue pasando el tiempo y los ovillos seguían bien guardaditos esperando a que me acordara de nuevo de ellos.
Entonces se cruzó en mi camino el patrón del Quokka Sweater de Compagnie-M. Se trata de un jersey que se teje de abajo hacia arriba, tiene manga ranglan y un bolsillo canguro en el delantero. Es una auténtica monada. Además, es un modelo unisex y el patrón, que es de pago y podéis adquirir AQUÍ, viene con una calculadora para adaptarlo a cualquier hilo y a las medidas del niño. Es un patrón multihilo y multitalla, usease, un chollo.
No tenía intención de tejer un jersey para la peque, peeeeero era el patrón ideal para mis ovillos ciruela y ni siquiera tenía que hacer yo los cálculos para adaptar el patrón para estos ovillos, ya los hacían por mí. Así que proyecto adjudicado. Sólo quedaba un pequeño detalle antes de empezar. El patrón viene explicado para tejer por separado delantero, espada y mangas y ya sabéis que a mí eso de tener que coser mucho después de tejer me da un poco de alergia, así que una pequeña adaptación sí que había que hacer.
Tejí el jersey en redondo con agujas circulares empezando por abajo. Hice todo según las instrucciones para incorporar el bolsillo en el delantero. Al llegar a la sisa dejé el jersey en espera y tejí por separado también en redondo con agujas circulares las dos mangas. Llegados a este punto unimos las mangas al cuerpo en una aguja circular y seguimos tejiendo en redondo haciendo las disminuciones del escote.
Para la costura interior del bolsillo utilicé la técnica que llaman Mattress Stitch y para la costura horizontal que cierra el hueco que queda en la axila al unir las mangas al cuerpo utilicé la técnica que llaman Kitchener Stitch. Os dejo enlaces a los tutoriales más abajo.
Yo cerré el escote un poco más de lo que marcaba el patrón y aun así queda un pelín escotado para mi gusto. Pero como a la destinataria del jersey le encanta no hay problema. Aparte de la amplitud tuve otro problemilla con el escote, no acaban de quedarme bien asentados los escotes tejidos de esta forma. Se van cerrando algunos puntos en el delantero de forma escalonada para darle forma y después se remontan para hacer la tira en punto elástico. Tengo pendiente probar a darles forma con vueltas cortas en lugar de hacerlo cerrando puntos. Aun no sé cuándo lo voy a probar porque no tengo ningún proyecto a la vista que requiera de esta técnica, pero lo probaré y cuando lo haga os cuento.
Mi hija le encuentra otra pega al jersey, es demasiado calentito, jajajajaja. Dice que le abriga demasiado y suda. En casa las chicas no llevamos demasiado bien lo de las prendas abrigosas. Pero salvo ese pequeño detalle, está encantada con su jersey nuevo. De hecho, ella ni sabía de la existencia de la lana color ciruela ni le dije que le iba a hacer el jersey. Cuando ya me vio manos a la obra se acercó a preguntar qué estaba tejiendo y para quién era porque el color le gustaba mucho. Le dije que era para ella y se puso muy contenta. Pero lo mejor de todo fue cuando llegó la primera prueba para ver cómo quedaba el escote. Cuando se vio en el espejo con el jersey puesto se le iluminó la cara y me dijo que la había sorprendido y que le encantaba el jersey. Sólo por eso ya merece la pena tejer.
Este patrón, por su sencillez, ofrece un montón de posibilidades. Se pueden hacer diferentes combinaciones de colores que dan lugar a resultados espectaculares. Si necesitáis inspiración podéis echar un vistazo AQUÍ.
Me gustó tanto el resultado que me lancé a tejer mi segundo Quokka Sweater con alguna variante nada más acabé el primero. Pero eso ya os lo cuento en el próximo post, ¿vale? Ahora os dejo con fotitos del primero.
Y para terminar vamos con los enlaces a tutoriales. Como ya mencioné más arriba, tejí el jersey de abajo hacia arriba (bottom-up) en redondo con agujas circulares. Con estas agujas se teje según el estilo continental. Aquí os dejo algunos enlaces por si os queréis animar a aprender a tejer de esta forma y para que veáis las técnicas que he utilizado:





Dulces sueños

15 de febrero de 2018

Con hilos, lanas y botones: bebé dormilón amigurumi
Sssshhhhh. Hoy vamos a hablar bajito ¿vale?

Calcetines guatequeros

10 de febrero de 2018

Con hilos, lanas y botones: calcetines tejidos (toe-up socks)
Seguro que nada más ver el título os surgieron mil preguntas. ¿Guatequeros? ¿Qué tienen de guatequeros unos calcetines? Pues nada, claro, los calcetines en sí mismo no tienen nada de guatequeros, pero con ellos participo en el Guateque del 2 organizado por Yoli (Creando y fofucheando) para celebrar el segundo cumpleaños de su blog. El requisito era hacer algo relacionado con el número 2. Ya sabemos que los calcetines van por pares, ¿verdad?, vienen de 2 en 2. Andaba yo liada haciendo y deshaciendo estos calcetines cuando Yoli anunció su guateque y me di cuenta de que ya tenía entre manos mi colaboración guatequera.

Chloe

8 de febrero de 2018

Con hilos, lanas y botones: Chloe amigurumi doll
Siguiendo en la línea de mis últimas publicaciones hoy vuelvo con otra muñeca hecha a partir de un patrón de La Crochetería. Esta vez se trata de CHLOE, una preciosa muñeca diseñada en exclusiva para DMC por La Crocheteria y que podéis encontrar gratis en el blog de DMC.

Caperucita Roja

30 de enero de 2018

Con hilos, lanas y botones: Caperucita Roja amigurumi
¿Os acordáis de mi primera Caperucita? Os la enseñé hace más o menos un año. Me encantó tejerla. La muñeca es preciosa y el patrón viene explicado de maravilla y con un montón de fotos del proceso. Me gustó tanto esta muñeca que me apetecía un montón repetir, pero con un par de modificaciones tenía en mente. Y aquí está la nueva Caperucita. ¿Encontráis las diferencias?

Marina

25 de enero de 2018

Con hilos, lanas y botones: Marina (patrón La crochetería)
Ya sabéis lo mucho que me gusta a mí eso de regalar handmade en los cumpleaños. El último regalo que he hecho ha sido MARINA.

Chal Lucy Lace

16 de enero de 2018

Con hilos, lanas y botones: chal Lucy Lace tejido a crochet en punto Salomón
Ya conocéis mi faceta de productora en serie, ¿verdad? Unas veces lo hago porque me gusta mucho el patrón, otras porque hay muuuchos destinatarios (como en los regalos a los niños de la clase de mi niña) y otras por no complicarme la vida. ¿Y dónde encaja la producción que os voy a enseñar hoy? Pues en la última opción. Quería hacer tres regalos, a tres personas distintas, tres personas que no coinciden en su día a día, tres personas que aprecian las cosas hechas a mano, .... pues ya está, tres chales iguales.

Vestido duende

9 de enero de 2018

Con hilos, lanas y botones: vestido duende. Vestido de punto para niña. Patrón de Lanas Katia.
Como os comentaba en la entrada del chaleco de punto con peluchito, este inicio de curso se presentó complicado en lo que a ropa se refiere. No sé qué le pasó a mi niña, pero no le gustaba ninguna tela ni ningún modelito que le enseñaba para hacerle, tampoco le gustaba nada si la llevaba de compras. Íbamos tirando con lo que ya teníamos en el armario porque hizo calor hasta muy tarde, pero la ropa de abrigo del año pasado no le valía. Sólo aceptó de buen grado sin poner peros y escogiendo ella misma la tela la falda Rose de Mamacosesola.

Tulipanes

3 de enero de 2018

Con hilos, lanas y botones: tulipanes de crochet
Después de muchos años de trabajo y esfuerzo, a mediados de diciembre iniciaba su andadura en solitario una amiga. Cuadno recibí la invitación para asistir a la inauguración de su nuevo centro lo primero que me vino a la cabeza fue ¿y qué le llevo? ¿Qué se suele regalar en las inauguraciones? Lo único que me venía a la cabeza eran plantas o flores. Una flor de Pascua estaría bien por las fechas o una orquídea. Creo que muchos pensaron como yo porque cuando llegué allí vi un montón de orquídeas y una flor de Pascua, jajajaja. Menos mal que en el último momento cambié de idea.

Duende navideño

26 de diciembre de 2017

Con hilos, lanas y botones: Duende amigurumi de Navidad (patrón gratuito de Pitusas y Petetes)
Al igual que el año pasado, este año no tenía previsto hacer nada navideño, llevo dos meses a tope haciendo cositas sin parar, pero al final sucumbí. Tenía un montón de cosas empezadas y debería acabarlas antes de ponerme con algo nuevo, pero no pude resistirme resistirme. En cuanto le vi este duende navideño a @olipyp ya tenía claro que quería uno igualito así que cuando publicó el patrón me pudo el ansia y me lancé. Es taaaaan bonito.