Ranunculus fresquito de lima para verano

25 de agosto de 2020

Con hilos, lanas y botones: Ranunculus de verano
Aquí está mi Ranunculus de verano.
El Ranunculus es un patrón que no necesita presentación, seguro que ya habéis visto mil versiones diferentes en redes, en podcasts, etc, pero por si aun queda alguien por ahí que no lo conoce os diré que el jersey Ranunculus es un diseño muy original de Midori Hirose. El patrón es de pago y se puede adquirir en Ravelry, en la tienda de Knit Cafe Midori.
De hecho, allá por el mes de abril os enseñaba mi versión de invierno de este jersey y os adelanté que tenía muchas ganas de reptir patrón, pero con un acabado más fresquito. Había visto el Ranunculus de knittingtheskyline en algodón (podéis verlo pinchando AQUÍ) y me dio un ataque a lo bestia de culo veo, culo quiero. Y aquí está el mío.
Con hilos, lanas y botones: Ranunculus de verano
Este patrón tiene una peculiaridad, se teje con las mismas agujas independientemente del hilo escogido. Cuando lo vi me sorprendió bastante. No hay tallas ni muestra de tensión ni nada de eso, escojas el hilo que escojas, sigues las instrucciones con agujas de 6 mm. Sí, sí, de 6 mm nada más y nada menos. Si escoges un hilo fino quedará el punto sueltito y en muchos casos transparente y si escoges un hilo más gordito, pues te quedará un jersey más tupido.
Como en la versión de invierno me había ido bien así, pues repetí para la de verano. Cogí unos ovillos de DROPS Paris en color verde lima (61) y saqué mis agujas de 6mm.
El patrón trae dos tipos de escote diferentes y varios tipos de manga. Para el de invierno me decanté por el montaje tubular para la opción de escote estrecho y para la versión de verano escogí el montaje para escote ancho. Hay que probar todas las opciones, ¿verdad?
Seguí las instrucciones al pie de la letra para la versión sin manga y no me lo probé hasta que ya tenía avanzado el cuerpo. Un poco ancho pensé, bueno a lo mejor es efecto de que aun no está acabado, como está en el cable, .... ¿Por qué me saboteo a mí misma? No logro entenderlo. Quedaba demasiado ancho, yo lo estaba viendo en el espejo y aun así intenté convencerme de que al terminar iba a sentar mejor. Y lo terminé, claro. Y ¿sabéis qué? Pues que no mejoró la cosa, más bien todo lo contrario. Parecía un saco. Era demasiado ancho, colgaba por todas partes, ...
Di mil vueltas delante del espejo buscando alguna perspectiva desde la que me pareciera que me quedaba bien, pero no la encontré. Fui a junto de mi señor esposo a pedir su opinión y nada más verme torció el morro, señal inequívoca de que la cosa no pintaba bien.
¿Qué iba a hacer? Podía buscar alguien a quien le sentase mejor y regalárselo, pero no, esos ovillos tan chulos los había comprado para mí, el color me encanta y fueron comprados a propósito para esta prenda. No me apetecía regalar. Podía dejarlo como estaba, pero ¿para qué? ¿para tenerlo guardado en el armario y no usarlo? Pues no, eso no era opción. Así que por descarte no quedaba otra que tirar del hilo y volver a empezar.
Este año tengo mi complejo de Penélope de lo más activo, no os podéis hacer una idea de lo que llevo deshecho, creo que no tengo ningún proyecto que haya empezado y terminado sin tirar del hilo al menos una vez.
No tenía sentido darle muchas vueltas, estaba claro que tenía que tirar del hilo, así que sin pensarlo mucho más, a la media hora más o menos de haberlo terminado ya lo había convertido en bolitas de algodón para volver a empezar.
Algo tenía que cambiar para no volver a encontrarme con un jersey-saco de verano. Lo primero que hice fue cambiar las agujas de 6mm por unas de 5mm. Con esto ya baja la talla considerablemente. El punto queda más cerradito. Seguí las instrucciones al pie de la letra hasta llegar a las sección 4 del patrón. Ahí me lo probé y viendo que la parte superior hasta la sisa me quedaba bien y tenía largo suficiente para separar mangas y seguir con el cuerpo decidí saltarme las vueltas de la 6 a la 9. De esta forma acorté la sección del ranglan y además reduje el número de puntos del contorno del cuerpo puesto que me ahorré unos cuantos aumentos.
Desde aquí sólo queda poner el piloto automático y tejer el cuerpo.
El jersey original es corto, tipo crop top. Al de invierno le aumenté 10 cm. Para la versión de verano me estuve pensando si dejarlo más corto, pero finalmente añadí esos 10 cm también en el de verano. Ya no estoy yo para ir por la vida con el ombligo la aire. No porque no vaya a ir monísima de la muerte, eh, sino porque ya no me apetece ni un poquito, se me hace un poco incómodo. Si en algún momento me vuelve a apetecer con el ombligo la aire luciendo tableta no tengo más que hacerme otro jersey. Fácil, ¿verdad?
Creo que no tengo más que añadir, ya os he contado mis peripecias con mi Ranunculus de verano. Así que es mejor que os deje con la sesión fotográfica para que lo podáis ver bien.
La luz me ha dado algún que otro dolor de cabeza en las sesiones de fotos y parece que luciera tres jerséis diferentes por los colores, pero no, todas las fotos son del mismo jersey. Unas dentro, otras a la sombrita de los árboles y otras a pleno sol. Se ve diferente el todo, pero queda igual de bonito ¿verdad?
Con hilos, lanas y botones: Ranunculus de verano
Con hilos, lanas y botones: Ranunculus de verano
Con hilos, lanas y botones: Ranunculus de verano
Con hilos, lanas y botones: Ranunculus de verano
Con hilos, lanas y botones: Ranunculus de verano
Con hilos, lanas y botones: Ranunculus de verano
Con hilos, lanas y botones: Ranunculus de verano
Con hilos, lanas y botones: Ranunculus de verano
Con hilos, lanas y botones: Ranunculus de verano
Con hilos, lanas y botones: Ranunculus de verano
Con hilos, lanas y botones: Ranunculus de verano
El bolso que se ve en algunas fotos es mi Capri Circle Bag de Alexandra Tavel (Two of wands). Me lo hice el verano pasado y lo he usado muchísimo. Aun no os lo he enseñado en el blog, a ver si la próxima semana lo publico.
Si buscáis inspiración para tejer podéis ver más versiones de este jersey en Ravelry, consultando los proyectos enlazados con el patrón, y en Instagram, buscando el hashtag #ranunculussweater.





Streamline Tank II

18 de agosto de 2020

Con hilos, lanas y botones: Streamline Tank II
¿Os suena este top? Seguro que sí, se trata del STREAMLINE TANK.
Me tejí uno para mí el verano pasado, ¿os acordáis?, venga va, no pasa nada, podéis pinchar AQUÍ para refrescar la memoria. Pero éste no es el mío, éste es otro. Mi top le gustó tanto a una amiga que decidí hacer otro para ella. Se probó el mío el verano pasado y le iba perfecto así que era fácil, mismo modelo, misma talla, mismo hilo y hasta mismo color.

Dahlia Tee

10 de julio de 2020

Con hilos, lanas y botones: Dahlia Tee (diseño de Carmen García de Mora para Knilight II)
Las madres se merecen lo mejor de lo mejor y algo más, ¿a que sí? Porque, seamos sinceros, ellas siempre están ahí cuando las necesitas y cuando no las necesitas (o eso es lo que tú te crees). Tengamos la edad que tengamos no cejan en su empeño y nos miman, nos cuidan, nos aconsejan, nos apoyan, ...
Así empezaba hace algo más de un año la publicación de la Chaqueta aire, ¿os acordáis? Me reafirmo en mis palabras y copio el inicio de aquella publicación porque hoy me asomo de nuevo por aquí para enseñaros una prenda que tejí para mi madre, la Dahlia Tee.

Top Ámbar

5 de julio de 2020

Con hilos, lanas y botones: Top Ámbar (patrón gratis)
Llega el calorcito, el cambio de armario, prendas ligeras, ... Hoy os enseño una prenda ligera que he hecho para mi niña, el top Ambar.

Glastonbury Socks

30 de junio de 2020

Con hilos, lanas y botones: Glastonbury Socks (patrón de Arantxa Casado, @north.knitter)
A lo tonto a lo tonto hemos llegado al ecuador de este año. A pesar del encierro y de que han sido unos meses un tanto atípicos, el tiempo se me ha pasado volando.
Este mes he roto la buena racha que llevaba con las publicaciones del blog, pero bueno, no hay ningún problema, ¿verdad? Unas veces se puede más y otras, un poco menos. No es que haya estado ociosa y dedicándome a la vida contemplativa, simplemente que no me ha apetecido demasiado sentarme delante del ordenador a escribir. ¿Será eso de la astenia primaveral? ¿Se puede tener eso aunque estemos ya en verano?
Bueno, sea lo que sea, parece que se me está pasando y aquí estoy para cerrar el mes de junio presumiendo nuevamente de pies. Tengo calcetines nuevos, los Glastonbury Socks de Arantxa Casado (@north.knitter).

Moffitt Socks

15 de junio de 2020

Con hilos, lanas y botones: Moffitt Socks (patrón de Soraya García, @soriknits)
Ya hacía mucho tiempo que no lucía pies por aquí, ¿verdad? Por el norte tenemos el tiempo un poco revuelto, un día bajan las temperaturas, luego suben de repente, sales a dar un paseíto y te sorprende la lluvia, que si pon chaqueta, quita chaqueta, abre paraguas, cierra paraguas, ... en fin, que la cosa está revuelta y me pareció una buena ocasión para enseñaros mis últimos calcetines, los Moffitt Socks de Soraya García (@soriknits).

Aiko Sleeveless Top

31 de mayo de 2020

Con hilos, lanas y botones: Aiko Sleeveless Top
Aquí está mi primera prenda para este verano, el Aiko Sleeveless Top.

Cuquito

20 de mayo de 2020

Con hilos, lanas y botones: Cuquito amigurumi (Cucapuntoes)
¿Quién se asoma por aquí hoy? Cuquito.

Pulsera Carey Mokka

11 de mayo de 2020

Con hilos, lanas y botones: pulsera de ganchillo con botón (patrón gratis)
Los botones de la bolsita de La tienda del botón me están dando mucho juego. Hace unos días os enseñé cómo hacer la cinta aperta, que es una cinta ancha para el pelo hecha con ganchillo y que cierra en la nuca con un botón. Unos días antes os enseñaba en Instagram un colgante hecho con un botón y una borla. Y hoy me paso por aquí para enseñaros una pulsera a juego con ese colgante, la Pulsera Carey Mokka.

Pampi

5 de mayo de 2020

Con hilos, lanas y botones: Pumpkin Amigurumi
¿Conocéis a Pumpkin?