Pinkie, the bat

27 de octubre de 2015

Con hilos, lanas y botones: Pinkie, the bat (Bewitching Bats)

Estamos en octubre, el mes por excelencia para preparar cosas para la celebración de Halloween. Es el momento de confeccionar disfraces, hacer pruebas de maquillaje, hacer pruebas de recetas terroríficas, preparar los adornos para decorar la casa, ...

Además, hay motivos recurrentes, ¿verdad?, brujas, calabazas, murciélagos, ... Hoy os quiero enseñar un murciélago muy especial. Se llama Pinkie.

¿Queréis saber el origen del nombre? Pues veréis, últimamente a mi niña le da por bautizar a todos sus muñecos con el mismo nombre "Rosi". Basta con que el muñeco tenga algo rosa en su anatomía, en su ropa o en algún complemento para que automáticamente sea Rosi. Así que esta vez antes de que lo bautizara ella ya se lo bauticé yo. Vaaaaale, ya sé que no fui muy original, viene siendo lo mismo en otro idioma, pero es que no pude resistirme. El gran momento fue algo así:

- Uy, qué mono (es la frase estrella de los últimos meses todo es una monada o muy mono)
- ¿Te gusta?
- Sí, ¿para quién es?
- Para ti si lo quieres
- Claro
- ¿Sabes como se llama?
- ¿Cómo?
- Pinkie
- ¡Hala!, ¡como Pinkie Pie!

Y parece que quedó conforme con el nombre.


Con hilos, lanas y botones: Pinkie, the bat (Bewitching Bats)

Hace unos cuantos meses me apunté como tester en la web de Sweetbriar Sisters. Me encantan los diseños de Jessica y me apetecía mucho colaborar con ella. Fue pasando el tiempo y no tuve noticias suyas, hasta hace unas semanas. Fui a consultar mi correo como hago cada mañana y ahí estaba, tenía un correo de Sweetbriar Sisters en el que me decían que tenían un nuevo patrón y me preguntaban si me apetecía probarlo. Pues claro que sí, no lo dudé ni por un momento. 

Rebusqué entre las telas que tenía en casa a ver si había dos que combinasen bien para el murciélago. Las que encontré más conjuntadas fueron estas telas en azul y rosa. Tenía unos trozos que me sobraron de la bolsa-toalla que le hice a mi niña en verano.

De entrada no me parecían las telas más adecuadas, pero también tenía en casa un poquitín de fieltro rosa que me sobró de las varitas, así que pensé ¿por qué no? Es cuestión de probar. Y probé. Y éste es el resultado, un murciélago nada convencional pero muy simpático.


Con hilos, lanas y botones: Pinkie, the bat (Bewitching Bats)

Es una pena que se me movieran los colmillos mientras los estaba cosiendo. ¡Qué rabia!

El patrón es de pago y ya está a la venta en la tienda on line de Sweetbriar Sisters. Podéis ir directamente a la compra del patrón pinchando AQUÍ

Es muy sencillo y no hace falta ser ninguna experta costurera para hacer este murciélago. Es totalmente apto para principiantes. Además, el patrón trae dos versiones de murciélago, la mamá y el hijo. Las explicaciones están en inglés y van acompañadas de gráficos y esquemas de cómo montar las piezas.


Fuente: Sweetbriar Sisters



En la página de Facebook de Sweetbriar Sisters podéis ver fotos de los murciélagos del resto de testers.



Fiestas de enlaces: Fiesta de Enlaces #154 de Arte Friki


¿Compartes?



Muchas gracias por dedicarme un ratito de tu valioso tiempo, me encanta que me visites y, ya sabes, si te apetece puedes dejarme un comentario y sabré que has pasado por aquí.

Espero que te haya gustado y vuelvas pronto.

No hay comentarios :

Publicar un comentario